La semana grande de la 'Tomatera'


Deustu Arraun TaldeaDeusto colecciona dos banderas en siete días y se afianza en puestos de 'play-off'

En plena Aste Nagusia, bajo la atenta mirada de Marijaia, la Tomatera conquistó el domingo la Bandera Villa de Bilbao. El escenario era inmejorable, más si se tiene en cuenta que la trainera deustuarra cerraba así una semana casi perfecta en la que había recolectado sus dos primeros trofeos de la temporada. Como consecuencia, el equipo será recibido hoy en el Ayuntamiento de Bilbao, algo que valora positivamente Gerardo Ranero, el entrenador del equipo: "El deporte es desagradecido por todo lo que te quita de tiempo, familia... Todas estas cosas en las que te reconocen tu trabajo son muy bonitas".

El técnico de la Tomatera no esconde que la regata bilbaina fue especial: "Había ilusión por ganar en casa. Para estos chicos, la regata Villa de Bilbao es muy importante y no hay que motivarles lo más mínimo. Es imposible motivarles más".

Agosto está siendo un mes muy exigente para los equipos de la ARC-2. Todos los fines de semana han tenido dos regatas e incluso ha habido semanas en los que ha habido una tercera competición. Este calendario ha pasado factura a los clubes con plantillas más cortas, pero Deusto ha salido reforzado: "El problema que hemos tenido es que todo lo que no hemos gastado antes, lo hemos tenido que gastar ahora. Tenemos una plantilla que tampoco me deja hacer muchos cambios. Los vamos a hacer ahora para darles la oportunidad a los remeros que no han remado aún. Lo hemos afrontado sabiendo que estamos muy bien físicamente".

Deusto es tercero en la clasificación general. Por encima solo están los filiales de San Pedro y Hondarribia. La brecha de trece puntos parece insalvable a estas alturas, al igual que la que le separa de sus perseguidores. Todo parece indicar que la general no cambiará mucho en las últimas regatas, por lo que el técnico de la Tomatera piensa ya en el play-off de ascenso: "En principio confiamos en que no se moverá nada. Para arriba nosotros ni miramos. Llevamos tiempo pensando en que hay que asegurar el tercer puesto y una vez asegurado, pensar en el play-off. Me da igual los puntos que nos saquen ahora de más o de menos, porque lo único importante será dentro de quince días en Hondarribia. No vamos a tirar las regatas, pero sí que vamos a dar oportunidades a la gente que ha remado menos".

Momentos complicados Pocos podían pensar en invierno que la trainera bilbaina estaría a estas alturas en un puesto de privilegio. "Hemos tenido momentos complicados", recuerda el entrenador al echar la vista atrás en busca de cómo se ha gestado su plantilla, "se ha quedado gente importante por el camino, ha habido momentos claves, en mayo o junio, que incluso ni podíamos completar la trainera. Estamos con dos juveniles de segundo año que se han incorporado de las trainerillas, dos chicos nuevos que han empezado a remar este año...".

El resultado ha sido un equipo que ha sabido ir de menos a más. El secreto para conseguirlo, además de "trabajo y trabajo", está en el carácter del bote: "Son muy peleones. Nunca bajan los brazos. Estoy superorgulloso. Aunque se queden atrás, hasta la última palada siempre pelean". Por todo ello, Ranero está convencido de que su equipo afrontará con opciones el play-off: "Los remeros de este equipo han madurado más en este último mes que en los últimos años. No tengo ninguna duda de que en estos momentos este equipo sabe competir y que está compitiendo mejor que al principio. No sé qué equipo de ARC-1 estará en el play-off, pero creo que estaremos en disposición de pelear con garantías".

 Fuente: DEIA